Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook
Compartir:

A PIE DE ARBOL

Despoblación: terribles consecuencias

ESTE_PUEBLO_NO_SE_VENDE
Actualizado 24/07/2017 13:05:43
Flaviano Casas Martínez

"Para restablecer el tejido rural hay que cambiar los esquemas tradicionales"

Después de comprobar la evolución y el desarrollo humano en las áreas rurales de cualquier país, contemplamos con pena el panorama desolador (demográfico y ambiental) que se cierne sobre la vasta y fragmentada región de Castilla y León. “Esta tierra”, como dicen los que no la aman, ha sido estrujada en su vigorosa fuerza laboral, en sus jóvenes talentos emigrados, en sus recursos vitales: agua, bosques, semillas, biodiversidad, arquitectura popular, cultura, tradiciones, ferias y mercados… Europa y sus “fondos” (ayudas), fruto de la gestión planificada al peor estilo de la Unión Soviética, no han servido más que para favorecer a la banca y a las multinacionales.

Se puede afirmar que los gobiernos Central y Autonómico, no escuchan el último grito de desesperación de quienes son considerados ya, como reliquia del pasado, como especie a extinguir, como “arcaico” campesinado de penalidades y sometimiento, para dar paso a los grandes absentistas, a los especuladores, a los caza-primas, a sombrías instituciones y alcaldías que controlan los fondos estructurales y reparten aquellos “proyectos” que convienen políticamente.

El despilfarro de los fondos públicos ha servido más bien para atentar contra el territorio, el medio ambiente y la calidad de vida de los pueblos. El cemento se ha adueñado de los espacios urbanos, donde se han levantado también naves de actividades insalubres, nocivas y peligrosas. El “acelerón” de las agresiones es impulsado por la Junta de CyL que “elimina la preceptiva Licencia Ambiental de 70 actividades, entre las que se encuentran las explotaciones ganaderas (cuadras), los aprovechamiento forestales (cortas), industrias extractivas…, con el fin de favorecer la dinamización empresarial. Se requiere solamente una comunicación previa al comienzo de la actividad (24 horas)”.

La hemorragia poblacional se debe también al falso concepto de “industrialización” de la agricultura, al modo de producción capitalista y sobre todo a las Concentraciones Parcelarias que propician los monocultivos, el absentismo, los latifundios, el rentismo, la especulación, el acaparamiento ajeno (valor estratégico, paisajístico…,fuera del agronómico), y los graves conflictos sociales surgidos al aplicar métodos expropiatorios, equivalentes al intervencionismo dictatorial del régimen estalinista. Por ello, para contener la sangría de la emigración del Campo a las ciudades, es preciso conocer las CAUSAS con el fin de revertir el proceso; y en una segunda e inmediata fase, crear las condiciones necesarias para REPOBLAR los espacios rurales y regresar a los pueblos semiabandonados, replanteando el uso de los recursos, especialmente Comunales.

Para restablecer el tejido rural hay que cambiar los esquemas tradicionales; esto es, concebir proyectos de carácter individual o colectivo, invirtiendo los desafíos del “progreso” basado en la idea de la especulación, la superproducción, la explotación, o sea, el mercado y el dinero. Los futuros “NEO-RURALES”, sobre todo jóvenes dispuestos a repoblar, procederán de las ciudades; y la riqueza económica será proporcional y correlativa a la riqueza social. Al Campo “masculinizado” deberá incorporarse la mujer en una relación igualitaria para acceder al cultivo racional de la Tierra, a la producción ecológica, a la cría natural del ganado, a los mercados comarcales a través de fórmulas Cooperativas libres y ajenas a todo intervencionismo, control y dominación mercantil o gubernamental.

La riqueza social va ligada a la inquietud, a la creatividad, a la lucha y a la conciencia colectiva. El Campo y los pueblos semiabandonados tendrán nueva vida, si se facilita el acceso a los jóvenes “neo-rurales”. Los gobiernos y organismos burocráticos corporativos deberán abrir urgentemente las puertas a la “nueva” esperanza de los jóvenes parados, a fecundas ideas y proyectos ALTERNATIVOS, o las puertas del futuro del Mundo Rural se cerrarán para siempre.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información