Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook
Compartir:

SALUD

La importancia del Omega 3 en la salud

residencias_omega_3
Actualizado 18/12/2017 10:50:41
Redacción

Una de las carencias más típicas en la alimentación es sin duda alguna el Omega 3, que es esencial no solo para el adecuado funcionamiento del cerebro, sino para el estado anímico y funcionamiento motor del cuerpo

Muchas personas no se percatan de que una depresión puede ser causada por deficiencias del Omega 3, sobre todo en niños y personas de la tercera edad. Estos ácidos grasos esenciales, el cuerpo no los produce por sí mismo, por eso debemos consumir el Omega 3. Si la persona no tiene mucho DHA en su sangre, el cuerpo puede usar como material de construcción del cerebro, grasas Trans, lo cual lo daña considerablemente y es cuando comienzan los problemas de memoria, depresión y mal humor.

En los niños se manifiesta con dificultades para aprender, problemas de comportamiento en clase y, en personas maduras y de la tercera edad, con demencia senil, problemas de la vista o motores, enojo continuo y dolores de cabeza.

Las deficiencias en Omega 3 crean niveles bajos de serotonina y de dopamina que comprometen la barrera cerebral, que a su vez protege el cerebro contra materiales indeseables. Esto, en deficiencias graves, causa paranoias y hasta trastornos bipolares.

¿Dónde encontramos el Omega 3? En pescados y aceites como el de Oliva o Soja así como mariscos, sardinas, mojarras, camarones, ostiones y también en el huevo y la leche. Por lo que es muy importante que tú y tu familia lo consuman.

Los efectos positivos que el consumo continuado de EPA y DHA (Omega 3) producen en la salud humana, van desde la prevención del riesgo cardiovascular hasta prevenir algunos tipos de cáncer, como los de mama, próstata y colon. Mejoran la función pulmonar; el asma; las enfermedades antiinflamatorias como la artritis reumatoide, neumonía bacteriana, inflamación intestinal y enfermedades de la piel (eczema y psoriasis).

a) Protector coronario (del corazón): el Omega 3 ayuda a depurar o purificar la sangre de sustancias malignas, como también a reducir los niveles de triglicéridos en el organismo. Bajo esto, el corazón comenzará a funcionar de forma más óptima y se aleja de posibles infartos.

b) Estabilizador emocional: se asocia al omega 3 la facultad de disminuir considerablemente la posibilidad de padecer depresión. También se dice que el consumo regular de este ácido graso, ayuda a controlar los ataques de ira o “pataletas” de los niños pequeños, como también los niveles de agresividad de un adulto. Asimismo, ayuda a mejorar conductas antisociales y es excelente en personas que sufran de autismo y demencia. En base a esto mismo, se usa en pacientes que busquen estabilizar sus niveles de bipolaridad y, en general, a consolidar a la gente que “tenga actitudes más relajadas y resolutas”. De hecho, se han reportado casos de niños que comenzaron a consumir capsulas de Omega 3 e incrementaron notablemente su rendimiento académico, por lo que se le considera también como un “benefactor cerebral”.

c) Removedor de grasa:, el Omega 3 tiene agentes que ayudan efectivamente a eliminar grasa, junto con una dieta y un alto consumo de agua. Para explicarlo en términos simples, el Omega 3 es una “grasa buena”, que se mezcla con las grasas malas y, juntas, se disuelven. Esto se traduce en la eliminación de material adiposo y por consiguiente, ayuda a tener un porcentaje de grasa menor.

d) Funciones varias: Sólo por nombrar, ayuda a la regeneración de uñas y tener una mejor calidad de cabello. También es excelente para tratamientos de cáncer en general y activa también las funciones lubricantes naturales del organismo, eliminando el “síndrome del ojo seco”. Ayuda a la concentración, a tener mejor memoria y por esto mismo, a eliminar probabilidades de padecer Alzheimer.

Es indispensable para fisicoculturistas, ya que el Omega 3 también actúa como ayudante a las articulaciones y como freno de los posibles efectos negativos de dietas altas en carnes rojas, como La Gota, problemas con el ácido úrico y grasas saturadas (claro que para maximizar el efecto del Omega 3, es preciso beber abundantes cantidades de agua, durante dietas de esta índole).

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información