Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook
Compartir:

CAPITAL

El PSOE escucha las demandas de los representantes del servicio de ayuda a domicilio

Calle_Mayor_Palencia_3
Actualizado 18/07/2018 11:02:21
Redacción

Los socialistas se comprometen a trasladar tanto en el Ayuntamiento de Palencia como en la Diputación Provincial sus demandas para poder ser incorporadas a los nuevos contratos. Entre ellas, la portavoz del PSOE en el Consistorio, Miriam Andrés, se ha comprometido a proponer que en el desarrollo del contrato que salga del pliego de condiciones no aparezcan jornadas de trabajo de menos de 60 minutos, ya que está demostrado que la multitud de servicios que en la actualidad se prestan de 30 minutos conllevan una pérdida de calidad del servicio para el usuario.

Los portavoces socialistas en el Ayuntamiento de Palencia y en la Diputación Provincial han mantenido un encuentro con los representantes del servicio de ayuda a domicilio para tratar de incorporar sus demandas a los pliegos que desde estas administraciones se publican para ofrecer estos servicios.

En lo que respecta a la Diputación, el portavoz, Miguel Ángel Blanco, se comprometió a solicitar en esta institución una comisión de control del servicio de ayuda a domicilio en la que puedan participar los representantes de los trabajadores. En este sentido, Blanco explicó las alegaciones que el PSOE formuló al pliego y que no fueron admitidas por el Partido Popular; alguna de ellas relativa a la excesiva duración del contrato que entre adjudicación y prórrogas llega a alargarse por periodo de seis años y otras referentes a la mayor puntuación por mejoras salariales a las trabajadoras.

El portavoz socialista señaló que una partida de 10 millones de euros no puede quedar sin control de la administración, reflexión que fue totalmente compartida por la representación laboral.

En cuanto al Ayuntamiento de Palencia, la portavoz del PSOE, Miriam Andrés, se ha comprometido a proponer que en el desarrollo del contrato que salga del pliego de condiciones no aparezcan jornadas de trabajo de menos de 60 minutos, ya que está demostrado que la multitud de servicios que en la actualidad se prestan de 30 minutos conllevan una pérdida de calidad del servicio para el usuario, así como tiempos extras a los trabajadores que no computan como trabajo realizado, por lo que ni está reconocido ni remunerado.

Del mismo modo se planteó la necesidad de contar con un presupuesto anual que no quede delimitado por meses como ocurre ahora, lo que provoca que se vayan formando listas de espera desde principios de año.

Tanto la portavoz socialista como las trabajadoras coincidieron en la necesidad de elaborar una programación adecuada de estos servicios, con la posibilidad de diversificarlos -como ocurría en la etapa de gobierno socialista-, para no verse en la situación de tener que devolver a la Junta de Castilla y León pérdidas presupuestarias relativas a servicios sociales, teniendo en cuenta las múltiples necesidades existentes en este sector.

Ambos portavoces calificaron la reunión de necesaria y provechosa para poder optimizar un servicio muy demandado que, en ocasiones -unas veces por una deficiente gestión y otras por la falta de control-, se ve inmerso en problemas que tienen una sencilla solución si existe voluntad política.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información