Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook
Compartir:

ENTREVISTAS

"La alimentación es más poderosa que los fármacos para la salud"

foto_dietista-A
Actualizado 20/12/2018 11:22:54
Redacción

La dietista y nutricionista palentina, Elena Sánchez, diplomada por la Universidad de Navarra, recomienda comer de todo y hacerlo cada cuatro horas, en pequeñas cantidades y mezclando hidratos de carbono, proteínas y grasas saludables en cada ingesta. Sánchez subraya que las enfermedades están ligadas a los malos hábitos alimenticios y advierte de que el abuso de los alimentos procesados contamina nuestro organismo.

Pregunta. Hoy en día, ¿es necesario educar en hábitos saludables?

Respuesta. Por supuesto. Es fundamental educar desde la infancia en este tipo de hábitos porque hoy existen distintas enfermedades crónicas que no dejan de ser inflamaciones: la diabetes es una inflamación del páncreas; el alzheimer, del cerebro; el cáncer, del sistema inmunológico… Un 10% de estas enfermedades son genéticas y el resto tienen que ver con el estilo de vida y con la alimentación. Y todos deberíamos estar bien informados sobre los alimentos que comemos.

P. ¿La alimentación procesada es tan perjudicial?

R. Hemos importado, principalmente de Estados Unidos, distintos productos procesados, como la comida rápida —‘fast food’—, que son tóxicos para nuestro organismo y nos inflaman. Y la inflamación es sinónimo de las ‘3E’ (enfermedad, envejecimiento prematuro y engorde —obesidad—). Los productos procesados no son nada beneficiosos y si leemos las etiquetas nutricionales de los mismos nos revelan que tienen mucha grasa vegetal, aceite de girasol, de soja o de maíz y Omega 6, que, unidos a los hidratos de carbono refinados (pasta, pan, arroz,…), producen una grasa tóxica (ácido araquinódico) que nos va inflamando cada día, y no nos damos cuenta porque no nos duele, ya que está por debajo de la percepción del umbral del dolor; pero al cabo de 10 años podemos desarrollar diabetes, cáncer, alzheimer,… Por tanto, las enfermedades están ligadas a los malos hábitos alimenticios. Y la ingesta de tanto alimento procesado contamina nuestro organismo.

P. ¿Qué tipo de alimentación recomendaría a los niños?

R. Deberían evitar la bollería industrial, los dulces, las golosinas, las bebidas carbonatadas, los ‘snacks’,… Su dieta debería basarse en verduras y frutas, comer más pescado que carne y ceñirse a raciones individuales para cada niño en función de su crecimiento y de su tasa metabólica.

P. ¿Qué deberíamos tener en cuenta para alimentarnos correctamente?

R. Lo primero, saber a qué macronutriente pertenece cada alimento. Es decir, qué son los hidratos de carbono, las proteínas y las grasas.

Los hidratos de carbono son todos aquellos que provienen de la tierra y los hay de dos tipos: blancos, que tienen una carga glucémica muy alta, lo cual estimula la insulina (patatas, cereales, legumbres,…) y de color (frutas y verduras). Los más recomendables son los hidratos de color.

En cuanto a las proteínas, también hay unas que son más favorables que otras. Entre las primeras, las que contienen menos grasas son los pescados magros, el pollo, los desnatados lácteos, los huevos,… Y las menos recomendadas, las más grasas, son los embutidos, las carnes rojas, los lácteos enteros,…

P. ¿No se puede comer de todo?

R. Se puede comer de todo, pero la clave está en hacerlo en pequeñas cantidades. Hay que controlar mucho la calidad de los alimentos y hay que mezclar hidratos, proteínas y grasas saludables (aceite de oliva virgen extra, aguacate, frutos secos, aceitunas,…) desde la primera ingesta hasta la última para así controlar la glucosa. Teniendo la glucosa estable se pierden grasas saturadas, que no es lo mismo que perder peso, ése es otro tema. Hay que perder grasas y, si controlamos la glucosa, estaremos más activos y concentrados, de buen humor, con mayor energía,… Y lo más importante es que no pasaremos hambre al mezclar hidratos, proteínas y grasas saludables desde la primera ingesta hasta la última…

P. ¿Qué método sigue usted?

R. Quiero dejar claro que no es un método para adelgazar. Es educación nutricional, dieta entendida como estilo de vida. Y mi método consiste en hacer cinco comidas o más ingestas diarias. Lo recomendables es comer cada cuatro horas para no llegar a la hipoglucemia.

P. ¿En qué grado nos influye la alimentación en la salud?

R. La alimentación nos influye en todo. Es más poderosa, si cabe, que los fármacos. La mala alimentación desencadena una serie de reacciones enzimáticas que ponen en marcha la inflamación celular, pero los mismos alimentos también son capaces de revertir esa situación, si se administran de una forma adecuada.

Al comer estimulamos unas hormonas y éstas hacen que se expresen unos genes proinflamatorios, que nos llevarían al estado de una enfermedad crónica, o antiinflamatorios, que nos llevarían al estado de salud, con lo cual podemos controlar vivir más y con más calidad de vida.

P. ¿Qué alimentos aconseja siempre introducir en una dieta sana?

R. Yo recomiendo, sobre todo, aquellos productos que contengan Omega 3 y los antioxidantes. Además de la alimentación, conviene hacer ejercicio físico moderado y, por supuesto, controlar el estrés.

Elena Sánchez Martín

Consulta de nutrición en el centro de ocio deportivo La Lanera

Paseo de la Julia, s/n, Palencia

Tels: 979 71 18 22/ 659 96 50 38

elena@bodyu.es www.bodyu.es

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información