Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook YouTube
Compartir:

CAPITAL

El PSOE alerta de la necesidad de adaptar los baños de edificios públicos para las personas ostomizadas

PSOE_10
Actualizado 18/10/2019 12:48:14
Redacción

Los socialistas reclaman también la habilitación de una línea de ayudas por parte de la Junta destinadas a la adaptación de baños de locales de pública concurrencia.

Los procuradores socialistas por Palencia han solicitado la adaptación de los baños de los edificios públicos pertenecientes a la Junta de Castilla y León satisfaciendo así las necesidades de las personas ostomizadas. En la petición del PSOE se demanda también el establecimiento de una línea de subvenciones destinadas a la financiación de este tipo de obras para otros locales de pública concurrencia.

Desde el PSOE se recuerda que la ostomía provoca en el paciente una agresión tanto física como psíquica, afectando a la imagen corporal, a su vida laboral, social, familiar, afectiva, sexual, a sus relaciones humanas a su capacidad funcional, en definitiva, a su calidad de vida. La aceptación de esta nueva situación supone un fuerte impacto emocional y su autoestima. Por ello es muy importante que el paciente tenga una atención continua en el tiempo en lo social, en lo emocional y en el físico.

Son muchas las personas a las que se les realiza una ostomía cada año. En España existen un total de 70.000 personas ostomizadas y cada año se producen más de 13.000 nuevos casos. En la Comunidad de Castilla y León existen en torno a 4.000 personas con bolsas de ostomías.

Las personas que tienen estoma sienten grandes preocupaciones a la hora de llevar una vida normal. Entre sus preocupaciones están las posibles fugas y los olores que se pueden producir a través de la bolsa. La bolsa debiera ser vaciada de forma regular para evitar su saturación. Por lo tanto, necesitan acceder a aseos o baños de forma rápida para vaciar o cambiar las bolsas.

La dificultad mayor se produce cuando salen de casa ya que los establecimientos públicos no disponen de aseos adaptados a sus necesidades. Muchas personas desisten de salir de sus viviendas y de tener una vida social activa pues se preocupan de cómo vaciar sus bolsas. Los aseos públicos existentes no se adaptan a sus necesidades y no pueden realizar operaciones de vaciado o cambio de bolsa de forma higiénica.

En Castilla y León las normas técnicas establecidas en la legislación vigente en materia de accesibilidad y eliminación de barreras arquitectónicas regulan las características que deben disponer los aseos públicos para que sean accesibles. Ahora bien, dicha regulación está pensada para personas con movilidad reducida pero se olvida de regular la accesibilidad de los aseos para personas con otro tipo de discapacidades, como por ejemplo las personas ostomizadas.

A juicio de los procuradores socialistas, la mejora de calidad de vida de las personas que sufren una discapacidad no visible, como las personas ostomizadas, precisa de pocos requerimientos técnicos y económicos, en cuanto a la adaptación de los aseos públicos a sus necesidades. Por ello, las administraciones públicas deben promover las medidas necesarias para que el ejercicio en igualdad de condiciones de los derechos de las personas con discapacidad sea real y efectivo en todos los ámbitos de la vida.