Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook YouTube
Compartir:

ENTREVISTAS

“La brevedad es un valor para mí; requiere horas de reducción como las salsas”

Ajo-micropoetisa
Ajo está de gira con su espectáculo 'Soy mejor que tú'. JAIME GONZÁLEZ
Actualizado 16/01/2020 10:38:04
Jose Rojo

Con una singular abreviatura de su nombre se le conoce a María José Martín de la Hoz (Saldaña, 1963) tanto a nivel personal como profesional. Ajo se instaló en Madrid en 1981 y formó parte del grupo musical femenino Espérame Fuera, No Tengo Fuego. Cantante, agitadora y referente de la contracultura, esta saldañesa se define también como “feminista, animalista, antiprohibicionista y demás radicalidades contemporáneas”. Y proclama: “Soy una mujer libre y comprometida con su presente, con todo lo que eso conlleva”.

Cantante, agitadora y referente de la contracultura, esta saldañesa se define también como “feminista, animalista, antiprohibicionista y demás radicalidades contemporáneas”. Y proclama: “Soy una mujer libre y comprometida con su presente, con todo lo que eso conlleva”.

Ajo, a quien le sigue tirando su tierra natal, será una de las protagonistas de uno de los capítulos de la segunda temporada del programa ‘Un país para escucharlo’, que conduce el cantante Ariel Rot en TVE y cuyo rodaje se desarrolló el 12 de diciembre del año pasado en el bar Alaska y en los entornos del Cristo del Otero de la capital palentina.

JOSE ROJO

Pregunta. Micropoetisa, cantante, agitadora y personaje de referencia de la contracultura. ¿Qué más es Ajo?

Respuesta. Soy feminista, animalista, antiprohibicionista y demás radicalidades contemporáneas. Una mujer libre y comprometida con su presente, con todo lo que eso conlleva.

P. ¿Qué queda hoy de aquella chica que a mediados de la década de los 80 formaba parte de la banda femenina Espérame Fuera, No Tengo Fuego?

R. Queda casi todo mejorado y ampliado. Hago cosas distintas para seguir siendo la misma. Me sigo equivocando siempre que puedo, sólo que ahora me equivoco mucho mejor.

P. “Soy un estado soberano y las lindes de mi piel me resultan mucho más sagradas que los confines políticos de cualquier país”, cantaba en los 90 en el grupo Mil Dolores Pequeños. ¿Nostalgia de “aquellos maravillosos años”?

R. Nostalgia, nunca. Yo vivo en el presente continuo. Así me enfrenté a la vida en aquellos tiempos y así lo afronto ahora en los convulsos tiempos que corren.

P. “La micropoesía es un arma cargada de pasado imperfecto, muy imperfecto”.

R. El pasado, a nada que lo miras con lupa, siempre es imperfecto, como la gente misma.

P. Supongo que usted será una abanderada del refrán “Lo bueno, si breve, dos veces bueno”.

R. Banderas, las justas… pero sí, la brevedad es un valor para mí. Requiere horas de reducción como las salsas.

P. Ha presentado su obra poética en distintos puntos del territorio nacional y, también, en Berlín, New York o Sâo Paulo o México. ¿Su mejor recuerdo de esas experiencias?

R. No sabría por dónde empezar. Cualquier viaje es un camino hacia una misma. Siempre va una y vuelves otra. Pero en México me cuidan expecialmente bien. Es mi lugar de renacimiento.

P. Cuatro libros le han colocado en lo más alto del ranking de poetas más leídas en la España del siglo XXI.

R. No creo en los ránkins, mis cosas favoritas nunca están en listas de esas. Aunque sí se venden y leen muchísimos libros de micropoemas, lo cual es sorprendente porque no son fáciles de encontrar. (Arrebato Libros es mi editorial).

Por otra parte, yo he transitado casi siempre por las carreteras secundarias de la industria tanto en la música como en la literatura. Siempre alejada del ‘maistream’ por vocación. He inventado mis propios festivales (‘Experimentaclub’, ‘Yuxtaposiciones’), mi propio sello discográfico (Por Caridad Producciones), mi propio fanzine (‘NoiseClub’), mi profesión (micropoetisa), hasta un libro de fotos desde la taquilla del Alfil donde trabajé algunos años (‘Bello Público’)…

P. ¿Con qué espectáculo está girando estos últimos años?

R. Ahora estoy con ‘Soy mujer que tú’, que es una evolución de todos los anteriores. Pero cada vez es diferente se llame como se llame.

P. ¿Qué tal resultó el rodaje de ‘Un país para escucharlo’ con Ariel Rot, el palentino Alberto Acinas y el reinosano Rulo?

R. Fue muy divertido. Hace tiempo que conozco a Ariel, pero nunca habíamos trabajado. A Alberto y a Rulo no les conocía en directo; ¡muy majos los dos! Rulo, además, tiene una amiga de Saldaña.

P. En Palencia sabemos de usted por sus micropoemas impresos en el suelo de algunas de las calles. En su tierra se prodiga poco… ¿Su agenda profesional está muy apretada o no le llaman?

R. En Palencia no existo directamente. Sólo la asociación Amigos de la Fundación Díaz Caneja ha contado conmigo para esto de los poemas en el suelo y para un ‘microshow’ con Nacho Mastretta hace un chingo ya. Y estoy muy agradecida.

P. ¿Cómo ve Palencia en el plano cultural?

R. Invisible.

P. ¿Le tira Saldaña?

R. Sí, claro, es mi pueblo. Hasta me invitaron a dar el pregón en la etapa socialista. Jamás he estado más nerviosa en mi vida con tanta gente conocida.

P. ¿Qué otros rincones de la provincia le fascinan?

R. Cuando voy a Saldaña me quedo allí, hago poco turismo. Y cuando me visita algún amigo suelo llevarles a la villa romana de La Olmeda, que es una maravilla y de la que me siento especialmete orgullosa.

P. Despida esta entrevista con uno de sus micropoemas.

R. “Vuelvo enseguida/ no me esperéis”.

Personalísimo

“Las micropoetisas sólo soñamos despiertas”

- Signo del horóscopo… Nacida Libra.

- Vicio confesable… Cannabis ‘lover’.

- Película para recordar… ‘Milagro en Milán’, de Vitorio de Sica.

- Actor… Joaquin Phoenix.

- Actriz… Ana Castillo.

- Animal… La perrina.

- Color… Rojo.

- Libro predilecto… Últimamente, ‘Apegos feroces’, de Vivian Gornick.

- Coche que tiene… Ninguno, por supuesto. “Eres más antiguo que tener coche”, se dice ahora.

- En cuestión de cocina se muere por… Unos cangrejos de río.

- La canción que le levanta el ánimo se titula… La canción final de la película ‘Orfeo’.

- En su relación con las personas no soporta… La cobardía.

- Por el contrario, valora… La honestidad y el arrojo.

- Siente envidia sana por… Nada.

- Rasgo que le define… La agudeza.

- Su gran defecto… La pereza, aunque creo que es una característica más que un defecto.

- Su mejor sueño… Las micropoetisas sólo soñamos despiertas.

- Cuando le presentan a una persona se fija en… Su humor (“Dime de qué te ríes y te diré quién eres”).

- Los sábados por la noche disfruta… Sobre un escenario o cena con amistades.

- El rincón favorito de su casa es… Mi cama.

- De Palencia no aguanta… Las heladas.

- Y lo que más le gusta de los palentinos es… La resistencia a esas heladas.