Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook YouTube
Compartir:

PROVINCIA

La Diputación liquida su presupuesto de 2019 con un superávit de 1,8 millones y un grado de ejecución del 94,79%

PLENO1
Actualizado 01/04/2020 15:16:45
Redacción

La dación de cuenta de la liquidación del Presupuesto de 2019 de la Diputación Provincial de Palencia, ha sido tratada hoy en el pleno extraordinario y urgente, celebrado por videoconferencia. Tras su aprobación el 28 de febrero, cumpliendo lo dispuesto en la normativa, que establece la necesidad de aprobar la liquidación con anterioridad al mes de marzo de 2020.

La dación de cuenta de la liquidación del Presupuesto de 2019 de la Diputación Provincial de Palencia, ha sido tratada hoy en el pleno extraordinario y urgente, celebrado por videoconferencia. Tras su aprobación el 28 de febrero, cumpliendo lo dispuesto en la normativa, que establece la necesidad de aprobar la liquidación con anterioridad al mes de marzo de 2020.

Los datos más destacables de la liquidación, puestos de manifiesto por la portavoz y diputada de Hacienda, María José de la Fuente son los que siguen:

REMANENTE LÍQUIDO DE TESORERÍA. La Diputación se mantiene en la línea de liquidar con Remanente líquido de Tesorería positivo, ascendiendo este importe para 2019 a 16.450.568,65 €., inferior al del año 2018, debido fundamentalmente a una mayor ejecución presupuestaria en gastos.

Los Fondos líquidos se mantienen en una cuantía de 3.927.953,91 euros, pero se mantienen en una cuantía lo suficientemente adecuada (superan los 25 millones de euros) para pagar a los proveedores en el tiempo más breve posible, y conservar una autonomía financiera que permite que la Diputación no requiera financiación externa a corto plazo.

SUPERÁVIT PRESUPUESTARIO. La liquidación también arroja datos positivos en términos de estabilidad presupuestaria, ascendiendo el superávit o capacidad de financiación a 1.836.047,39 €. La Ley de Estabilidad Presupuestaria obliga a destinar el superávit a amortizar deuda o bien a Inversiones Financieramente Sostenibles, que se trata de gastos exclusivamente en los programas tasados en la normativa.

EJECUCIÓN DEL PRESUPUESTO DE GASTOS. La ejecución del Presupuesto de Gastos se ha situado los niveles más altos posibles, cumpliendo adecuadamente con todos los parámetros previstos en la normativa (estabilidad presupuestaria, regla de gasto, deuda pública). Ha llegado a 66.043.614,39 euros en obligaciones reconocidas, 4.362.283,04 euros por encima del total de obligaciones reconocidas de 2018.

La ejecución de gastos considerando obligaciones reconocidas respecto de créditos iniciales ha ascendido al 94,79 %.

EJECUCIÓN DEL PRESUPUESTO DE INGRESOS. Por lo que respecta a los ingresos, el presupuesto inicial de ingresos se ha ejecutado en un 92,45 por ciento.

El grado de ejecución del Presupuesto de Ingresos con respecto a sus créditos iniciales asciende a 94,76 %.

ENDEUDAMIENTO Y SOSTENIBILIDAD FINANCIERA. Uno de los datos que ponen de manifiesto la salud financiera de Diputación de Palencia es la reducción del porcentaje de endeudamiento, que asciende a un 24,87 por ciento en cuanto al porcentaje de deuda viva sobre derechos reconocidos liquidados en 2019. Teniendo en cuenta que el objetivo de deuda pública para las entidades locales está referenciado al 110 por ciento sobre los derechos reconocidos liquidados, la Diputación de Palencia no alcanza ni una cuarta parte de dicho porcentaje.

El porcentaje de endeudamiento a 1 de enero de 2011 ascendía a 105,36 por ciento y la deuda a 51.185.906,84 €. Desde esa fecha esta institución ha destinado 36.270.668,37 € a amortizar deuda, situándose a 1 de enero de 2020 en 14.915.238,47 euros.

Si analizamos esta comparativa desde el 1 de enero de 2015, fecha en la que la deuda se situó en 26.816.217,79 euros, podemos contrastar que ha descendido desde dicha fecha, en 5 años en 11.900.979,32 euros.

REGLA DE GASTO. El Artículo 12 de la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria señala que la variación del gasto computable de la Administración Central, de las Comunidades Autónomas y de las Corporaciones Locales, no podrá superar la tasa de referencia de crecimiento del Producto Interior Bruto de medio plazo de la economía española.

Concretamente para 2019 el gasto no podría superar el del año anterior más el 2,7 por ciento, con los ajustes previstos en la normativa. La Diputación cumple con un margen de 259.257,63 € la Regla de Gasto en la liquidación de 2019, manteniendo una elevada ejecución del Presupuesto de Gastos.

(En caso de incumplimiento del objetivo de estabilidad presupuestaria, del objetivo de deuda pública o de la regla de gasto, la Diputación tendría la obligación de formular un plan económico-financiero que permitiera en el año en curso y el siguiente el cumplimiento de los objetivos o de la regla de gasto. Este plan debiera aprobarlo la Comunidad Autónoma. Ello coartaría claramente la autonomía presupuestaria y de gestión de la Diputación).

ACERTADA Y ÁGIL GESTIÓN DE LAS IFS. La normativa establece que el superávit presupuestario debe destinarse a amortizar deuda.

Puesto que la reducción del endeudamiento ha sido imparable en los últimos años, el equipo de gobierno de esta Diputación ha considerado oportuno estudiar la forma de reinvertir ese superávit, que desde el año 2014 ha venido destinándose a la ejecución de Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS).

Ello ha permitido: Cumplir la normativa sin tener que destinar recursos a amortizar deuda de forma anticipada y realizar gasto que no tenía la consideración de gasto computable para los datos de la Regla de gasto. Concretamente el importe de 3.212.827,69 € ha podido ser descontado en los cálculos de regla de gasto correspondiente a obligaciones reconocidas de Inversiones financieramente sostenibles. La cantidad correspondiente a IFS que se encuentra en ejecución (2.574.851,51 €) ha sido ya incorporada a 2020 y tendrá también en el presente ejercicio la consideración de gasto no computable.

PERÍODO DE PAGO A PROVEEDORES. Se ha realizado un importante esfuerzo por agilizar el pago a proveedores, lo cual ha permitido que el plazo de pago a proveedores se mantenga por debajo de 30 días.

En el último informe de morosidad emitido por correspondiente al cuarto trimestre de 2019 se señala que el período medio de pago de la Diputación asciende a 29,26 días (sobre un máximo de 60 días), período que computa desde que una factura entra en la Diputación hasta que el proveedor recibe el importe de la misma en su cuenta bancaria.

Por lo que respecta al Período Medio de Pago, elaborado en cumplimiento del Real Decreto 635/2014, de 25 de julio, por el que se desarrolla la metodología de cálculo del periodo medio de pago a proveedores de las Administraciones Públicas y las condiciones y el procedimiento de retención de recursos de los regímenes de financiación, previstos en la Ley Orgánica 2/2012, de 27 de abril, de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera, los datos que arroja el Período Medio de Pago del mes de febrero indican que la Diputación paga en un plazo muy inferior al plazo legal, situándose en 11,91 días (sobre un máximo de 30 días).

Este balance positivo de la liquidación del presupuesto permite que la Diputación pueda tener autonomía financiera y por lo tanto una actuación dinámica y ágil permitiendo gestionar nuevas iniciativas y, entre otras cosas, permitiendo el pago a los proveedores en el tiempo más breve posible, aspecto fundamental en gestión económica de la Diputación.