Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook YouTube
Compartir:

CAPITAL

El paro sube en Palencia en 904 personas hasta alcanzar los 10.776 desempleados

1579262418416_5
Actualizado 05/05/2020 14:35:11
Redacción

En la comparativa anual los datos son aún peores ya que la provincia de Palencia se ha dejado en un año 1.775 trabajadores, un incremento del 19,72%, la cuarta subida más importante de toda Castilla y León.

Palencia cerró el pasado mes de abril con un total de 10.766 desempleados, un incremento de 904 parados y una subida del 9,16%. De ellos 4.829 son hombre y 5.947 mujeres. En la comparativa anual los datos son aún peores ya que la provincia de Palencia se ha dejado en un año 1.775 trabajadores, un incremento del 19,72%, la cuarta subida más importante de toda Castilla y León.

Respecto a los datos registrados en la Comunidad cabe señalar que Castilla y León creció en 13.710 personas con lo que la cifra de desempleados vuelve a superar la barrera de los 150.000 y se sitúa, en concreto, en 166.354, según los datos del Ministerio de Trabajo y Economía Social. En términos relativos, en Castilla y León el comportamiento del paro en abril subió un 8,98 respecto a marzo.

Gestión segura de los ERTEs: 158 recursos de 33.000 expedientes tramitados

La emergencia sanitaria del COVID-19 ha dado lugar a una nueva y prolija regulación en materia laboral, donde ha cobrado especial relevancia la figura de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo por causa de fuerza mayor, cuya tramitación recae casi íntegramente en las comunidades autónomas.

Desde la declaración del estado de alarma hasta el pasado viernes, la Dirección General de Trabajo de la Consejería y las nueve Oficinas Territoriales de Trabajo han recibido 33.002 ERTES, que afectan potencialmente a 184.763 trabajadores de la Castilla y León. Pese al volumen de expedientes registrados –cuatro veces más que la suma de los acumulados desde 2008– y a los sucesivos cambios normativos dictados por el Ministerio de Trabajo y Economía Social desde el origen de esta crisis, la Junta ha tramitado ya el 97,7 % (32.245 en cifras absolutas).

El consejero de Empleo e Industria de la Junta, Germán Barrios, ha enfatizado este buen dato para avalar la eficiencia del procedimiento interno habilitado para garantizar una gestión ágil y segura de estas regulaciones. A este respecto, ha subrayado que casi la totalidad de los expedientes enviados al Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) ha ido acompañado de una resolución expresa de la autoridad laboral autonómica, evitando así el silencio administrativo que puede generar inseguridad jurídica a las empresas.

Al hilo de lo anterior, ha recordado que la Consejería arbitró la posibilidad de que las compañías pudieran presentar recurso de alzada ante la Junta en caso de disconformidad con la resolución dictada, una opción a la que sólo han recurrido 158 interesados. Esta reducida conflictividad también confirma que el sistema de gestión ha funcionado correctamente.

El Ecyl simplifica procedimientos para facilitar las gestiones a los ciudadanos

Otra de las áreas de la Consejería de Empleo e Industria que ha tenido una intensa actividad estas semanas ha sido el Servicio Público de Empleo. Este organismo ha modificado en tiempo récord su catálogo de trámites y procedimientos para adaptarse a la coyuntura y, sobre todo, para facilitar un mejor servicio a sus usuarios.

Así, el Ecyl ha renovado demandas de oficio; ha abierto un nuevo canal en la oficina virtual para facilitar nuevas inscripciones sólo con un PIN; ha validado documentación remitida por aplicaciones móviles de mensajería instantánea –haciendo accesible sus servicios a usuarios no familiarizados con el uso de internet–, y ha reforzado sus sistemas de información a través de boletines especiales, guías de ayudas y otros contenidos en redes sociales.

Junto a esto, hay que destacar la labor del departamento de intermediación laboral, que desde la declaración del estado de alarma ha centrado sus esfuerzos en tramitar por medios telemáticos y también telefónicos todas las ofertas de empleo relativas a servicios directamente relacionados con la crisis del COVID-19.

En concreto, en el primer mes de estado de alarma, el Ecyl ha registrado 606 ofertas de empleo, ha contactado con 21.295 demandantes y ha remitido 3.409 candidatos a empresas que reclamaban personal, especialmente relacionado con las áreas sanitaria y social. La cifra de contratos notificada al Servicio Público de Empleo asciende a 576.

Para finalizar, el consejero se ha referido al sistema de formación profesional para el empleo, inicialmente programado en un formato presencial, que ya se está revisando como consecuencia de la pandemia. Ha indicado que el Ecyl trabaja en un modelo alternativo, basado en un aula virtual, que facilite la ejecución de cursos para la recualificación del capital humano, al tiempo que ha subrayado que ahora más que nunca se priorizarán los contenidos vinculados a competencias digitales.